Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , ,

Alrededores de Vcia 1812

  Mapa elaborado por italiano Camillo Vacani, Barón di Forte Olivo, que comprende la ciudad de Valencia y sus alrededores. Pertenece a la obra de tres volumenes, “Atlante topografico Militare per servire alla Storia delle ampagne e degli assedi degl´italiani in Spagna, dal MDCCCVIII al MDCCCXIII corredata di plani e carte topograficeh“, de la que ocupa la Tav. VI. Orientación sur-norte. Representa la planimetría con la ciudad fortificada, edificios aislados, red de comunicaciones, puentes, tierras de labor, masas de arbolado y la posición de las tropas francesas e inglesas en el asedio. La hidrografía, muy completa, incluyendo la red de acequias y el río Guadalaviar o Turia. Signatura: 11-C-64 (Instituto Geográfico Nacional. Catálogo de la Cartoteca. Valencia. Mapas militares [1813]).

  Cartela del mapa: 

“”Esta capital del Reyno de Valencia ya fue atacada en 1808 y en 1810, de nuevo en 1811 por el Mariscal Suchet inmediatamente después del asedio y la batalla de Sagunto. Logró el paso del Guadalaviar con divisiones francesas e italianas el 26 de diciembre, envolviendo el campamento atrincherado del ejército de español, formado por 20.000 hombres y comandados por el general Blake. Cruzó sus dos puentes y entró el 6 de enero de 1812 en el campo atrincherado, iniciando un bombardeo muy intenso, ocupo un suburbio, una batería, y dio la vuelta a la ofensiva,  mientras que las minas y la artillería destrozaban el recinto débil, y así el ejército y el pueblo tuvieron que rendirse el 10 de enero a las divisiones italianas del general Severoli y Palombini siendo una parte muy importante en esta acción clamorosa del ejército francés de Aragón. El general Mazzucchecci fue nombrado gobernador de la plaza hasta el momento de su retirada a fines de 1813″”

Carta del contorno de Valencia

“En relación con las defensas del campamento atrincherado y las obras de asedio realizadas en 1812.  Para servir a la historia militar de los Italianos en España. Del caballero Vacani Maggiore del Ilustrísimo y Real Cuerpo del Genio. (1813)”

Alrededores de Vcia 1812 (2)

Sección del mapa: Cuartel General de Mariscal Suchet (Burjasot). Belvedere significa “bella vista” en italiano e Granajo di Valenza (Granero de Valencia)…Los Silos de Burjassot.

Fuentes francesas

X. El mariscal creyó debia de reforzar las tropas de la orilla izquierda, y como la brigada Pannetier, que el general Beille habia dejado muy atras al partir del Aragon, acabase de llegar á Murviedro, se la colocó al momento en linea á espaldas de Campanar, entre Beniferri y Benimamet: el 4° de húsares vino á campar tambien en las cercanías de Burjasot, dó se estableció el cuartel general. En la orilla derecha se construyeron algunas obras para asegurar mejor nuestros campamentos: se trazaron y elevaron dos reductos y se fortificó un convento en los caminos por donde el enemigo hubiera podido emprender el desembocar, y se dispusieron muchos otros atrincheramientos en diferentes puntos, con el objeto de que nos quedase siempre tiempo para ponernos en defensa contra las salidas de una tan numerosa guarnicion, y de la que tan poco distábamos. En la noche del 30 al 31 se presentaron dos mil Españoles, por frente á la division Severoli; el 1° de línea italiano los esperó, casi á quema ropa, y embistiendo contra ellos, los rechazó y los obligó á reentrar en la plaza”. (Suchet, L. G. (1829). Memorias del Mariscal Suchet, Duque de Albufera, sobre sus campañas en España, desde el año 1808 hasta el 1814, escritas por él mismo, traducidas en español, con el mas particular esmero, por GD M. Vol III, p 131-132).

husares_en_tarragona_red2

Carga del 4ª de Húsares a una posición avanzada durante el Sitio de Tarragona en 1811, pintura de Augusto Ferrer Dalmau

  El 4º regimiento de Húsares era una compañía de élite ubicada dentro de la División Tilly,  Brigada de Caballería del General Boussart. Su cometido, eran las labores de rastrear, explorar, seguir los movimientos de los sitiados fuera de las murallas y también la guardia y custodia del General en Jefe del Tercer Cuerpo de Ejército el General de División Louis Gabriel (Mariscal) Souchet cuando estableció su cuartel general en Burjassot.

  Fuentes británicas:

  “…A finales del mes de octubre de 1811, Suchet esperaba refuerzos para dar el golpe definitivo sobre Valencia después de tomar Sagunto. Mientras llegaban refuerzos, Suchet avanzó sus líneas el 3 de noviembre, ocupando Paterna por el oeste y El Grao en la desembocadura del Guadalaviar, y también la parte de Valencia que quedaba en la orilla izquierda. Blake por su parte, se había dedicado a fortificar en los últimos meses no sólo Valencia, sino toda la orilla derecha del Guadalaviar, desde su desembocadura hasta Manises. Al ver que pasaban las semanas sin que los franceses atacaran sus posiciones decidió mandar al conde de Montijo a Aragón, para intentar distraer la atención del enemigo. Se puso al mando de varias partidas de guerrilleros, pero, a pesar de  algunas pequeñas operaciones, no consiguió desviar los refuerzos que se dirigían a Valencia.

  A finales de diciembre, Suchet disponía de unos 30.000 hombres, Blake de unos 23.000. Al anochecer del día 25 el general Harispe empezó a cruzar el río por Riba-roja, mucho más arriba de la línea de defensas española, lo cual las convertía en inservibles. Casi al mismo tiempo, el general Habert cruzaba el río cerca de la desembocadura. Según el plan de Suchet, estas dos columnas se unirían al sur de Valencia, dejando a la ciudad cercada con todo el ejército español dentro.

  El plan se completó con muy pocas pérdidas y únicamente escapó del cerco el general Mahy con unos 5.000 hombres. La situación de Blake era muy crítica y decidió sacar de Valencia a los 17.000 soldados que quedaban. La salida, se efectuó al anochecer del día 28 por el puente de San José. Todo fue bien hasta llegar a Burjasot, donde se encontraron con las primeras tropas francesas.   Unos 500 hombres de vanguardia consiguieron abrirse paso pero al oír el tiroteo empezaron a llegar más tropas francesas. Y Blake, en vez  de presionar hacia delante, dio órdenes de retirarse otra vez a Valencia. El año terminó a la espera de que llegara el tren de “sitio” francés y empezara el bombardeo…” (Santacara, C. (2018). La Guerra de la Independencia vista por los británicos. 1808-1814. Antonio Machado Libros).

Fuentes españolas:

“…Muy desacertados van los que vituperan á Mahy por no haberse retirado sobre el Júcar y entrádose en Valencia pues á mas de lo dificil que le era esta operación, hallándose interpuestos los franceses entre Mislata y Cuarte y estendidos hasta Catarroja, ¿qué conseguia aquel general con entrar en la ciudad? Lo mismo que alcanzó Blake con la inconcebible resolucion de encerrarse en ella. Este es á nuestro entender el mayor de los cargos que se le puede hacer á D.  Joaquin, mayormente cuando no hallándose en disposicion de imitar á Zaragoza, que aun en ese caso siempre hubiera sido error el quedarse, no le quedaba mas medio de salvar su reputacion militar que salir con su ejército á todo trance de Valencia, lo que todavia pudo verificar el 26, bien al mediodía, antes de ponerse Habert en comunicacion con Arispe, dirigiéndose al istmo, entre la Albufera y el mar; bien por la noche no estando aun preparado el enemigo á contener una repentina irrupcion y salida de nuestras tropas. Asi opinó la junta de generales que se reunió aquel dia; pero Blake, no obstante, resolvió lo contrario con el peregrino pretesto de que siendo preciso distribuir de antemano viveres, haciase imposible verificarlo en tan breve espacio. ¡Y esto lo decia un general que mandaba á los sufridos soldados españoles! Dilatóse, pues, la partida para el dia siguiente. Al anochecer se volvió á reunir el consejo de generales: sus individuos insistieron todos en el mismo dictámen dado la víspera, de poner al ejército inmediatamente en salvo; mas todavia se le ocurrió al general en gefe otra nueva dificultad. La artilleria de batalla permanecia en los atrincheramientos, y removerla á deshora, como era indispensable para ejecutar de noche la salida, pareciale imprudente y motivo de espanto al pueblo. Asi se difirió la operacion por segunda vez. En vista de esto, no se sabe qué estrañar mas, si la negligencia anterior, cuando en dos meses hubo tiempo para precaver todos los casos, ó la intempestiva prudencia é incertidumbre de ahora.

   Por último se decidió, aunque ya tarde, la salida, fijándose para ella la noche del 28 al 29. Encargóse del mando de la plaza D. Cárlos Odonnell, al que se le dejaba muy poca tropa y la orden de capitular á su debido tiempo, consultando los intereses del vecindario. Todo el grueso del ejército reunido, y bajo las órdenes de D Joaquin Blake debia dirigirse por la puerta de San José y puente inmediato, y salvarse penetrando por las lineas enemigas via de Burjasot, como punto en donde habia menos enemigos, y en que á las cuatro leguas empezaba ya el terreno quebrado. El orden de la marcha era el siguiente. A la cabeza la division de D José de Lardizabal, de la que formaba una pequeña vanguardia un corto trozo dirigida por el coronel Michelena: en el centro D. Joaquin Blake, la division de Zayas, bagages y varias familias: detras D. José Miranda y su tropa.

  Abrió, pues, Michelena la marcha y pasó entre Tendetes y Campanar: imitóle Lardizabal, no encontrando al principio ningun estorbo. El enemigo se mantenia tranquilo, si bien algo en guardia por haber los nuestros esplorado en la tarde aquel sitio. Siguiendo adelante, cruzaron ambos gefes una acéquia que habia primero, y llegaron á la de Mestalla, en donde les faltaron tablones que facilitasen el paso. Mas Michelena, hombre activo y diligente, no se arredró por eso, y descubriendo un molino ó casa con comunicacion que daba á entrambas orillas, trató de atravesar por allí. Tenian los enemigos apostado cerca un piquete, y preguntando este «¿quién vive?» respondieronlos españoles en lengua francesa: húsares del 4º regimiento;» y siguieron su camino denodadamente. Por desgracia la serenidad y arrojo de Michelena y su corta vanguardia no tuvieron imitadores. Lardizabal titubeó, y parándose detuvo el movimiento de lo restante del ejército. Hallábase todavia Blake en el puente inmediato á la puerta de San José, y no tomó partido alguno, aunque vió el entorpecimiento que esperimentaban sus columnas. Zayas, impaciente y resuelto á no retroceder, le propuso atinadamente continuar, y por el rio arriba dirigirse al pueblo de Campanar; pero nada consiguió con su prudente dictamen”. (Príncipe, M. A. (1844). Guerra de la Independencia: narración histórica de los acontecimientos de aquella época, precedidas del relato crítico de los sucesos de más bulto… Tomo 3, p 257-258)

  La salida de las tropas españolas por el puente de San José preveía alcanzar primero Burjassot y desde allí llegar a Llíria. Solo logró su objetivo el destacamento de vanguardia a las órdenes del coronel Michelena.

Valencia,_València_-España-_Área;_de_1812_-1-

Mapa elaborado en enero de 1812 por la Armada Francesa y de Aragón donde se localizan las posiciones de los diferentes ejércitos, el calibre de las baterias y el número de piezas de artillería. También el número de generales de brigada, oficiales, infantería, caballería, artillería y zapadores del ejército español cautivos, incluyendo las bajas y los heridos después de la conquista de Valencia.

Valencia,_València_-España-_Área;_de_1812_-1- (2)

Sección del mapa anterior donde se puede apreciar en primer lugar las posiciones del 4º regimiento de Húsares en Burjassot y las dos entradas a Valencia del antiguo camino de Burjassot a Valencia, una por la Torres de Serranos y la otra por las antiguas torres de la actual plaza de Na Jordana. Como curiosidad señalaremos que el Patio de los Silos aparece en este mapa como San Roque.

   Las fuentes documentales más importantes de las guerras napoleonicas son la tablas de Martinien (Aristide Martinien), la primera ” Tableaux, par corps et par batailles, des officiers tués et blessés pendant les guerres de l’Empire (1805-1815)” editada en 1899, la segunda publicada con un suplemento en 1909 y las aportaciones de Jorge Planas Campos junto con Antonio Grajal de Blas en su libro “”Officiers de Napoléon tués ou blessés pendant la Guerre d’Espagne (1808-1814)“. Donde aparece el siguiente apunte:

“1 de enero de 1812, (Sitio de Valencia). El ejército francés de Aragón, 1ª División Italiana Palombini, Regimiento nº 7 de Dragones Reales Italianos (Dragones de Napoleón), en el lugar de Burjasot el Regimiento nº 7 perteneciente a la División Boussard, 2ª  Brigada DeLort, formada por tres escuadrones, con un total de 409 hombres, procedentes de Sagunto y destacados en Burjasot una guarnición de 52 hombres, entablaron combate con el ejército español con el resultado de ningún oficial herido o muerto”.

SG. Ar.G-T.2-C.3-138

“Pays aux Environs de Valence”. Mapa francés de los alrededores de Valencia, margen izquierda del Guadalaviar o Turia. (ca 1811). Ministerio de Defensa, Cartografía Histórica. SG. Ar.G-T.2-C.3-138

  Uno de los males endémicos de los ejércitos napoleónicos consistió en la escasez de calzado para sus tropas. Burjasot no se libró de las obligaciones impositivas de los nuevos conquistadores. El mariscal Suchet, decretó el 22 de marzo de 1812 “Una contribución de calzado“, en los siguientes términos.

  Considerando que es justo que la ciudad de Valencia que ha sostenido un sitio contra el Exército de Aragón provea a su calzado, ohído al Señor Intendente general sobre su proposición hemos decretado y decretamos.

Artículo 1º. La ciudad de Valencia y todo su acantonamiento subministrará dentro de quatro meses al Exército de Aragón 31.267 pares de zapatos para los soldados de Infantería y 4.354 pares de botas (2.600 a la dragona y 1.754 a la Húsar) para la cavallería.

Artículo 2º. Cada par de zapatos queda fijado al valor de cinco pesetas (20 reales): las botas a la Usar a 27 pesetas (108 reales) y las botas a la Dragona, treinta pesetas (120 reales). La ciudad de Valencia tiene obción [sic] de hacer el subministro en ser o en dinero. En este último caso los fondos serán ingresados en la caxa del Recividor central.

   Encargo a Vuestra Señoría deponer desde luego en execución este decreto, cuyas disposiciones deven pesar sobre los comerciantes, eclesiásticos, hacendados, artesanos y labradores, tomando por base del reparto el importe de la contribución extraordinaria que ha cavido a cada uno, e excepción de los terratenientes que sólo deven contribuir en los pueblos en cuyos distritos poseen bienes o propiedades.

   Burjassot formaba parte de la Particular Contribución de Valencia, aportando 4.721,10 reales (236 pesetas), sujeto bajo la jurisdicción del cuartel de Campanar, junto con Campanar, Benicalaf, Marchalenes, Camino de Moncada, calle Murviedro, Carpesa, Beniferri, Masarrochos y Albuixec.

Javier Martínez Santamaría

Associació Cultural Templers de Burjassot©®

Bibliografía:

Guerra e Historia Pública (GeHP) Universitat d´Alacant. www.guerra-historia-publica.es Consultado 17 de octubre 2018.

Príncipe, M. A. (1844). Guerra de la Independencia: narración histórica de los acontecimientos de aquella época, precedidas del relato crítico de los sucesos de más bulto… Tomo 3.

Santacara, C. (2018). La Guerra de la Independencia vista por los británicos. 1808-1814. Antonio Machado Libros

Serra, M. P. H. (2004). El Ayuntamiento de Valencia y la invasión napoleónica (Vol. 105). Universitat de València.

Suchet, L. G. (1829). Memorias del Mariscal Suchet, Duque de Albufera, sobre sus campañas en España, desde el año 1808 hasta el 1814, escritas por él mismo, traducidas en español, con el mas particular esmero, por GD M. Vol III.

 

 

 

 

 

 

Anuncios